Fascitis eosinofílica

Enfermedades Síndrome del túnel carpianouñas y piel resecas y brillantes, Sensibilidad o dolor en los huesos, Sensibilidad e hinchazón en brazos y piernas (ocasionalmente incluyendo las articulaciones), Piel gruesa con apariencia arrugada, incapacidad para empuñar una o ambas manos, entumecimiento u hormigueo en una o ambas manos, dolor en una o ambas manos, Debilidad muscular, Debilidad en una o ambas manos, Contracturas articulares

Causas, incidencia y factores de riesgo

La causa de la fascitis eosinofílica se desconoce. Las personas con esta afección tienen una acumulación progresiva de eosinófilos, un tipo de glóbulo blanco, en la fascia y los músculos afectados. Los eosinófilos están asociados con reacciones de tipo alérgico, pero su función específica se desconoce en su mayor parte.

El síndrome es más común en personas entre los 30 y 60 años y, en algunos casos, parece desencadenarse por la actividad física extenuante.

Síntomas

  • Sensibilidad o dolor en los huesos
  • Síndrome del túnel carpiano
    • uñas y piel resecas y brillantes
    • incapacidad para empuñar una o ambas manos
    • entumecimiento u hormigueo en una o ambas manos
    • dolor en una o ambas manos
    • debilidad en una o ambas manos
  • Contracturas articulares
  • Debilidad muscular
  • Sensibilidad e hinchazón en brazos y piernas (ocasionalmente incluyendo las articulaciones)
  • Piel gruesa con apariencia arrugada

Signos y exámenes

Los exámenes que se pueden hacer abarcan:

  • Exámenes de sangre para verificar si hay gammaglobulinas (un tipo de células del sistema inmunitario) y eosinófilos
  • Tasa de sedimentación eritrocítica ( ESR)
  • Biopsia muscular
  • Biopsia de piel

Tratamiento

El tratamiento con corticosteroides y otros medicamentos inmunodepresores brinda alivio de los síntomas, en especial cuando se inician a comienzos de la enfermedad. Los antinflamatorios no esteroides (AINES) también pueden ayudar a aliviar los síntomas.

Expectativas (pronóstico)

En la mayoría de los casos, la afección desaparece en 3 a 5 años; sin embargo, los síntomas pueden retornar (reaparecer) o persistir.

Complicaciones

La artritis es una complicación poco común de la fascitis eosinofílica y algunos pacientes pueden desarrollar cánceres relacionados con la sangre.

Situaciones que requieren asistencia médica

Solicite una cita con el médico si tiene síntomas de este trastorno.

Prevención

No hay una forma de prevención conocida.